skip to Main Content
Jjj

Los beneficios de la gamificación para los pacientes y profesionales sanitarios

La gamificación se puede definir como la incorporación de elementos lúdicos para conseguir objetivos no lúdicos. Se trata de una tendencia que se ha extendido tanto a las aplicaciones móviles como a los dispositivos wearables, con el objetivo de incentivar los comportamientos saludables, la motivación, y mejorar las aptitudes y habilidades de los profesionales sanitarios. Además, se ha comprobado que la utilización de técnicas de gamificación, mediante videojuegos y dinámicas de grupo, puede aumentar el compromiso y la participación de los pacientes en programas de tratamiento y/o rehabilitación, así como, mejorar las capacidades de los profesionales sanitarios. Un ejemplo de alcance internacional, sería el programa de gamificación diseñado por la consultora Gartner para el «US Pharma Help Desk», que se aplicó a 15.000 colaboradores, consiguiendo una disminución del abandono del tratamiento del 30% a menos del 10%.

Con la gamificación, los pacientes adquieren una mayor concienciación sobre los hábitos y costumbres saludables. Además, los Serious Games sanitarios tienen la ventaja de que motivan más que los juegos tradicionales. Otras ventajas de la gamificación para los pacientes son:

  • Rehabilitación La adopción de mecánicas lúdicas en los procesos de rehabilitación favorecen la actitud de los pacientes.
  • Adherencia. Las técnicas de juego mejoran la prevención y la adherencia de los pacientes a los tratamientos.
  • Aprendizaje. Aquellas técnicas de juego rápidas pueden desarrollar la lectura de niños con dislexia.
  • Antienvejecimiento. El uso de videojuegos de acción o de aventuras ralentizan el envejecimiento del cerebro asociado a la edad.
  • Formación. Los juegos de salud dan ‘más poder’ a los pacientes, permitiendo conocer más aspectos de su enfermedad.
  • Dolencias crónicas. Los juegos que utilizan la realidad virtual son efectivos para reducir la ansiedad y los dolores crónicos.

Por otra parte, las ventajas de la gamificación para los profesionales sanitarios se pueden resumir en:

  • Formación. Los juegos de salud permiten formar a los profesionales en nuevas técnicas con los mejores expertos.
  • Conocimiento. Los profesionales pueden prescribir juegos de salud mediante la adopción de técnicas de telemedicina.
  • Práctica. Los modelos de ensayo y error con pacientes virtuales contribuyen a mejorar y evaluar la práctica.
  • Monitorización. Los datos extraídos de técnicas lúdicas en rehabilitaciones mejoran el seguimiento del paciente.
  • Calidad de vida. La prescripción de gamificación mejora la calidad de vida de los pacientes (adherencia y concienciación).
  • Aval médico. La supervisión de los profesionales es esencial para la implantación de un proyecto digital de calidad.
  • Implicación. Los videojuegos cuentan con factores de diversión y recompensa que favorecen una mayor implicación.
  • Desarrollo. Los profesionale pueden compartir sus experiencias buscando el beneficio en el usuario final.

En definitiva, las técnicas de la gamificación aplicadas en juegos y aplicaciones de salud, consiguen mejorar las aptitudes y habilidades de los profesionales sanitarios y al mismo tiempo, influyen positivamente sobre el comportamiento y concienciación de los pacientes hacia su salud.

Back To Top